La organización Autoconvocadas Anticarcelaria denuncia muertes de presidiarios

Publicada en Publicada en Derechos Humanos, noticia del dia, noticia destacada 2, Provinciales

16, Septiembre 2019

La organización Autoconvocadas Anticarcelaria denuncia muertes de presidiarios

Según información recolectada por la organización Autoconvocadas Anticarcelaria, en lo que va del año se produjeron 16 muertes en las cárceles de Córdoba. La primera víctima de la desidia estatal fue Vaquel Abel Ezequiel, de 37 años, quien murió el 7 de enero en la cárcel de Cruz del Eje, tenía hipertensión y convulsiones pero no recibió atención médica. La última muerte registrada fue la del preso Víctor Luciano Mamondes, encontrado ahorcado en Bouwer el sábado pasado.

Desde Autoconvocadas Anticarcelaria explicaron que Mamondes estaba internado en enfermería para ver su control evolutivo, las autoridades penitenciarias  no aclaran el tipo de control o el motivo del mismo. La organización denuncia que en el pabellón E3 de Cruz del Eje se inició todo, hay varios testigos de la paliza que le dieron.

Adriana Revol, militante por los derechos humanos y una de las referentes de Autoconvocadas Anticarcelaria, en diálogo con este medio, sostuvo que la muerte de Mamondes fue atroz y la hicieron pasar por un suicidio.

Según explicó Revol,  durante las horas que los presos de máxima seguridad pasan fuera de las celdas, Víctor tuvo un altercado con un compañero y los guardiacárceles intervinieron con mucha violencia. Adriana registró los testimonios de otros presos sobre el suceso en cuestión. Los presidiarios dejaron de escuchar a Mamondes, lo llamaron y este no respondió. Esa misma noche apareció en enfermería ahorcado.

Los familiares de la víctima realizaron la denuncia correspondiente ante la fiscalía, Adriana por razones de seguridad de los testigos no puede darnos sus nombres. La militante por los derechos humanos, explicó que la familia Mamondes sacó fotos del cuerpo de Víctor, que serían pruebas de la golpiza recibida.

“También tiene un puntazo, resultado de una pelea con otro preso, después de eso vinieron las torturas”, puede leerse en el comunicado de la organización, respecto a la muerte dudosa del preso. Revol comentó que el caso denunciado se asemeja al de Roberto Yrusta, sometido a torturas en la cárcel de Bouwer, en el año 2015.

Cabe resaltar que de las 16 muertes denunciadas por la organización Autoconvocadas Anticarcelaria, 9 están vinculadas a la falta de atención médica dentro del sistema penal.  Adriana Revol sostiene que la salud dentro de las unidades penitenciarias debe depender del Ministerio de Salud.

“A un alto porcentaje de la población carcelaria, les administran psicofármacos, la mayoría toma los mismos y a la misma hora, todos tienen la misma patología. A algunos pacientes les toca recibir un cóctel inyectable, un chaleco químico, que los deja completamente drogados, no hacen nada en todo el día, sólo deambulan en los pabellones o en los calabozos. Estos psicofármacos tienen un alto grado de adicción”, explicó Revol.

Desde la organización Autoconvocadas Anticarcelaria piden por el esclarecimiento de los fallecimientos registrados. Esperan tener novedades la fiscalía respecto a la denuncia realizada por los familiares de  Víctor Luciano Mamondes, y siguen militando por una mejor atención médica que no dependa del sistema penal.

Fuente: www.elresaltador.com.ar